fbpx

El esqueleto de un gigante de unos 24 metros de altura fue descubierto en Nápoles en 1938.

La historia oculta

Para aquellos que no han leído mi otra publicación sobre este gigante redescubierto, aquí está el enlace al artículo.  

Uno de los arqueólogos más significativos del siglo XX fue Amedeo Maiuri (1886-1963), cuyo nombre lamentablemente hoy no dice nada a la mayoría (como de hecho el de Giacomo Boni), a pesar de ser el responsable de las campañas arqueológicas en el Dodecaneso y, sobre todo, la dirección de las excavaciones de diez años en Pompeya, Herculano, Cuma, Capri y Campi Flegrei.

Ahora descubrimos un momento muy particular, desconocido y misterioso de su actividad con la exposición «El artista más grande del mundo en el Museo Arqueológico Nacional de Nápoles» donde se presentaron hallazgos, fotografías y documentos hasta ahora desconocidos, encontrados por la Asociación de Brigadas por puro oportunidad.en los archivos del Museo. 

¿De qué se trata?

 En 1938, durante las excavaciones realizadas por Maiuri en lo alto de la acrópolis de Cumas, se encontró algo inesperado e impactante cerca del templo de Júpiter: gigantescos fragmentos de hueso que, por su tamaño, podrían sugerir que pertenecían al menos a un esqueleto. de veintecuatro metros de altura, habiendo vivido hace 40 mil años (es decir, en el momento de la transición del Homo Neandhertalensis al Homo Sapiens).

Los arqueólogos alemanes Ralph von Koenigswald (1902-1982) se unieron a los arqueólogos italianos, durante años, en busca de más evidencias para identificar Giganthopitecus (la definición es suya) ya que en 1935 había encontrado enormes molares en Hong Kong.

Cuando las excavaciones también revelaron «una fracción de una losa de piedra con rastros de pintura rupestre que revelaban una forma simbólica desconocida», el paleontólogo alemán definió inmediatamente ese esqueleto como «el artista más grande del mundo».

Todo este material debería haber formado parte de una exposición que se inauguraría en 1939, pero el estallido de la guerra impidió su creación y así huesos, fotos y documentos terminaron en los almacenes del Museo Arqueológico Napolitano y ya nadie pensó en ello.

Hasta el afortunado y excepcional descubrimiento de hoy debido, como comentaron los miembros de las Brigadas, el acrónimo de «producción estética» al que ya se deben muchas intervenciones urbanas, instalaciones y vídeos.

Los visitantes encontrarán en la Sala della Meridiana del museo napolitano los hallazgos extraídos del suelo de la acrópolis (un cráneo, un fémur, una mano), fotografías, una película de cinco minutos del Istituto Luce, documentos de la época, pero También otros artefactos líticos encontrados en el lugar y el catálogo de la propia exposición con textos críticos publicados en la Editorial Científica.

Has llegado al final de este artículo.

Tenga en cuenta: La información te defraudará, pero este gigante no es tan real como los que se encuentran en Cerdeña u otras zonas del planeta.

Es una obra artística en poliestireno. Entiendo que te sorprendas.

Todo esto pretende ser un estudio personal de marketing sectorial para evaluar el enfoque de una audiencia específica, dividida por conocimiento medio en la veracidad de algunos temas, edad, país de conexión y sexo,y otras variables en el impacto de unas noticias y en qué medida esta audiencia de a primera vista, cree que la información que difiere de la que uno está acostumbrado a creer es veraz.

Cesare Valocchia

Cesare Valocchia nació en Roma en 1970. Técnico experto en telecomunicaciones con cursos especializados en fibras ópticas y transmisión de datos a sus espaldas, cultiva dos pasiones: el voluntariado y la ufología. Instructor de maniobras de reanimación cardiopulmonar para adultos y niños, recopiló sus experiencias como voluntario sobre los medios del servicio nacional de emergencias sanitarias 118 en Roma en un libro electrónico titulado «No me des las gracias«. Su lema es: Ayudar a los que sufren es el mejor pago. Desde principios de los 90 se ocupa de avistamientos y desde 2011 se ocupa personalmente del sitio de ufología www.myuforesearch.it del que es responsable. Su investigación sobre el vínculo entre las apariciones marianas y el fenómeno OVNI está disponible en su sitio web. Es miembro del Cun (Centro Nacional OVNI), en cuya revista oficial se publicó su estudio sobre objetos voladores no identificados en Medjugorje en mayo de 2017.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *